Cómo añadir un fondo negro a una foto.

Desde retratos artísticos hasta fotos de productos, los fondos negros pueden hacer que una imagen parezca más llamativa, intensa y llena de significado. Una fotografía con fondo negro puede generar una emoción completamente diferente y dar énfasis al sujeto principal.

 

Aprende a añadir un fondo negro a cualquier imagen en tan solo unos simples pasos con la ayuda de nuestros expertos. Podrás hacerlo durante la toma de una foto o en posproducción.

Aerial photograph captures cars going over the Golden Gate bridge

Contenido:

 

 

¿Qué es y para qué sirve un fondo negro en fotografía?

 

El fondo negro es muy popular en la fotografía, y sus resultados son imágenes profesionales, muy atractivas y que consiguen resaltar al sujeto protagonista. No hace falta disponer de un fondo negro real para usar esta técnica, ya que puede conseguirse el mismo efecto durante la posproducción con un buen programa de edición de fotos.

“Las fotografías con fondo negro son puro arte. Son clásicas y atemporales. Son el tipo de obra que querrás poner en la repisa de la chimenea.” 

Bethany Perkowski, fotógrafa

 

Los fondos negros sólidos pueden ayudar a establecer la visión artística de una fotografía precisamente al colocar al sujeto en el foco de atención de todas las miradas. Ya sea en fotografías de productos como en retratos elegantes, los fondos negros permiten que el artista y el espectador se centren en los detalles de un sujeto, mientras que el resto deja de tener importancia.

 

Es por eso que utilizar un fondo negro, y no blanco o claro, es clave si queremos resaltar la importancia del sujeto u objeto retratado. Es una forma de hacer que el espectador entienda qué es lo que quiere transmitir el autor.

 

También le da una cierta atmósfera que no podría conseguirse con otro tipo de fondo. Hace que el retrato parezca más serio y profesional y que el objeto resalte aún más, y aporta un elemento artístico incuestionable que no puede pasarse por alto.

Como hemos visto, no hay un único motivo para querer usar un fondo negro. Si bien en todos los casos conseguirás que el sujeto o el objeto retratado sea el foco de todas las miradas, elegir un fondo negro aportará un carácter diferente a la fotografía según se trate de un retrato, un bodegón o una foto de producto.

 

A continuación, te presentamos algunos tipos de fotografía que se benefician del uso de un fondo color negro.

 

Fotografía de retrato.

 

Uno de los usos más tradicionales de los fondos negros en fotografía es en los retratos. La fotografía de retrato tiene por objetivo capturar a una persona, así como sus cualidades físicas y morales. Para hacerlo, el fotógrafo se ayuda de la posición del sujeto, una iluminación correcta y, por supuesto, una buena elección del fondo.

“Colocar tu sujeto sobre un fondo negro ayuda a sacar a relucir todos los detalles de su cara.” 

Carly Secrest, fotógrafa

 

Efectivamente, apostar por un fondo negro cuando retratas a una persona permitirá que su rostro sea el punto en el que se centre toda la atención. Elegir un fondo negro también puede ayudar a transmitir los sentimientos y emociones del sujeto retratado de una forma más clara y directa.

Fotografía de animales.

 

A la hora de retratar animales, elegir un fondo negro también puede aportar un efecto inesperado y muy atractivo. De nuevo, las miradas se dirigirán única y exclusivamente sobre la criatura fotografiada y no habrá nada que distraiga la atención del espectador.

 

En la fotografía de naturaleza, los fondos negros también consiguen dar más personalidad a los animales, ya sea para transmitir la ferocidad de un tigre en plena cacería o la elegancia de una cebra con el bonito contraste que crea su característico pelaje rayado.

Bodegón.

 

La fotografía de bodegón o naturaleza muerta clásica también se ayuda de los fondos negros para dar más fuerza a aquello retratado. Pueden ayudar a suscitar más interés sobre el sujeto retratado y a añadir dramatismo a toda la escena. Al mismo tiempo, apostar por un fondo oscuro en vez de un fondo claro permite que la composición sea más elegante y limpia, sin distracciones sobre el gran elemento protagonista de la foto.

 

Elegir un fondo negro no significa necesariamente un fondo plano, sin sombras ni relieves. De hecho, según el objeto retratado y la intención de la foto, es incluso recomendable apostar por un fondo negro con texturas para llamar aún más la atención del espectador y hacer que la composición sea más interesante y única.

Fotografía de producto.

 

En cuanto a la fotografía de producto, el uso de los fondos negros también es un recurso interesante. Al fin y al cabo, este tipo de fotografía comercial tiene la intención de capturar de forma precisa, pero atractiva, un objeto que se quiere vender. Para hacerlo, hay que retratar el producto sin ningún tipo de distorsión, con buena luz y sin sombras que atraigan la atención del espectador.

“Me encanta ver todos los detalles que puedes conseguir con un fondo negro porque no obtendrás tantos si usas un fondo blanco.” 

Carly Secrest, fotógrafa

Cómo hacer una foto con fondo negro.

 

La forma más sencilla de hacer una foto con un fondo negro es colocar físicamente el sujeto delante de un fondo de este color. Los estudios de fotografía suelen tener un trozo de tela o de papel a mano pero, obviamente, no todo el mundo tiene acceso a ellos. También puedes hacer la foto delante de una pared negra o, alternativamente, jugar con la luz del sol.

“Puedes colocar a tu modelo en un lugar donde el sol resplandezca perfectamente para que el fondo sea más oscuro y profundo que el sujeto.” 

Carly Secrest, fotógrafa

 

Ciertas luces te permitirán conseguir un fondo oscuro de forma natural. Si colocas al modelo delante de la luz, el resto de la escena contendrá sombras, lo que dará un aire interesante al sujeto, que se fundirá sutilmente con la parte oscura de detrás.

“Cuando la luz del sol entre por una ventana o ilumine ciertas áreas de un garaje o un árbol, puede provocar un muy buen efecto. En términos generales, tendrás que encontrar un sitio donde el sol brille a través de un elemento en concreto.”

Carly Secrest, fotógrafa


Material necesario.

 

El proceso de preparación para hacer fotografías con fondo negro empieza por asegurarse de que se dispone del material necesario. A continuación, verás que necesitarás algo más que una cámara con la que hacer las fotos.

 

  • Cámara: aunque cualquier tipo de cámara debería permitirte hacer fotos con fondo negro, es recomendable usar una cámara DSLR o una cámara sin espejo con la que poder configurar los ajustes que te indicamos más abajo. Solo así podrás obtener los mejores resultados.

 

  • Flash: es posible hacer fotos con fondo negro usando solo luz natural, pero en ocasiones querrás emplear un flash para asegurarte de que el sujeto que retratas queda bien iluminado.

 

  • Reflector: para controlar la luz y dirigirla hacia el sujeto que quieres retratar, deberás hacerte con un reflector. Este accesorio resulta especialmente útil cuando no dispones de un fondo suficientemente oscuro.

 

  • Fondo negro: para conseguir fotos con un fondo negro, puedes servirte de cualquier fondo y editarlo a posteriori. Sin embargo, en ocasiones será más fácil encontrar directamente un fondo oscuro sobre el que retratar. Puedes usar una pared negra (o poco iluminada), un trozo de tela negro, un cartón negro… En definitiva, cualquier superficie negra, aunque recomendaríamos evitar un fondo que refleje la luz, como el plástico o el cristal.

 

Ajustes de la cámara.

 

Es imprescindible saber dominar tu cámara DSLR para que los resultados sean de calidad. En este sentido, recomendamos la siguiente configuración para fotos con fondo negro:

 

  • Apertura: para que el sujeto tenga mucha luz, es recomendable empezar por una apertura baja (entre 1,4 y 4). Si el fondo no es lo suficientemente oscuro, puedes probar a subirla hasta 6, pero recuerda que eso hará que tengas poca profundidad de campo y el sujeto podría desenfocarse.

 

  • ISO: el ISO de tu cámara también tendría que ser bajo, por ejemplo, entre 100 y 125. Eso hará que tu cámara sea menos sensible a la luz y, por lo tanto, que el fondo sea oscuro y no haya texturas indeseadas.

 

  • Velocidad de obturación: deberás ajustar la velocidad de obturación de tu cámara para compensar los cambios que se produzcan con las configuraciones anteriores. Comprueba qué ocurre si usas una velocidad de obturación alta, y redúcelo si la imagen no está bien expuesta. Es recomendable también usar un trípode para obtener mayor estabilidad.

 

  • Balance de blancos: el balance de blancos también puede ayudarte a conseguir mejores resultados en fotos con el fondo negro. Este ajuste te permitirá decidir lo blanco que son los blancos de la foto (las partes iluminadas), pero también el tono de los negros (frío, cálido y cualquier punto intermedio).

Iluminación.

 

La iluminación es imprescindible a la hora de retratar sujetos con un fondo negro. La clave está en hacer que el sujeto en cuestión esté más iluminado que lo que tiene detrás. Si el fondo está demasiado iluminado, tu cámara captará también los detalles de lo que rodea al sujeto y no tendrás ese fondo negro sólido que andas buscando.

“Intento siempre conseguir una buena exposición de las partes claras y oscuras para asegurarme de capturar tanto la luz del pelo como la profundidad del fondo de detrás y así hacer que el sujeto resalte.”

Bethany Perkowski, fotógrafa

 

Durante la sesión de fotos, deberás comprobar los ajustes de la cámara y ver cómo quedan los resultados para asegurarte de que no hay zonas demasiado oscuras ni zonas demasiado claras en tus fotografías.

 

Dentro de la iluminación, también hay que hablar del flash. Aunque puedes utilizar el que viene integrado en la cámara digital, merece la pena invertir en un buen flash externo. Los flashes externos te permitirán jugar con la luz y conseguir increíbles resultados incluso en los planos más oscuros.

Cómo editar un fondo negro.

 

Aunque utilices un fondo negro real en tus fotografías, no significa que no tengas que pasarlas por un software de edición. Editarlas en Adobe Photoshop o Adobe Lightroom te permitirá perfeccionarlas y obtener resultados más profesionales.

 

 Asegúrate de utilizar estos ajustes para conseguirlo:

 

Ajusta la exposición.

 

Es probable que el fondo no te haya quedado lo suficientemente oscuro, o que el sujeto que has retratado lo esté demasiado. Para ello, deberás abrir el panel Exposición y subir o bajar el valor según requiera tu fotografía.

 

Como en cualquiera de los ajustes que te detallaremos a continuación, puedes crear una máscara de capa para aplicar los cambios solo en una parte seleccionada de la foto.

 

Oscurece las sombras.

 

La posproducción es también un buen momento para subir o bajar el nivel de las sombras según convenga en cada momento. El comando Sombra/iluminación te permitirá corregir fondos demasiado iluminados o sujetos algo borrosos debido al flash.

 

Con este panel, verás que podrás modificar el tono de las sombras, pero también el contraste de los medios tonos y la medida en la que las sombras (y las iluminaciones) se recortan a los nuevos colores extremos.

 

Ajusta la iluminación.

 

Al mismo tiempo que oscureces las sombras, querrás asegurarte de que la iluminación. Usa el mismo comando Sombra/iluminación para bajar la iluminación del fondo, que tiene que ser lo más oscuro posible, y sube la del sujeto retratado si no ha sido capturado todo lo iluminado que deseas.

 

Aumenta el contraste.

 

Adobe Photoshop también cuenta con el ajuste Brillo/contraste, que te permitirá cambiar la gama tonal de tu fotografía y así asegurarte de que las zonas que tienen que ser oscuras lo son y que las zonas que no tienen que serlo no lo son.

 

Mover el regulador de brillo a la derecha hará que la imagen sea más clara y brillante, mientras que moverlo hacia la izquierda hará que se expandan las sombras y sea más oscura. De nuevo, ayúdate de las máscaras de capa para subir el contraste solo donde sea necesario.

 

Aumenta el punto negro.

 

Te sugerimos también que uses el gotero para identificar el punto negro de tu imagen (el negro más negro), pues este determinará la percepción general de contraste de la fotografía en cuestión. Es recomendable que el punto negro y el punto blanco estén alejados para que parezca que hay más contraste y saturación.

 

Añade saturación.

 

Puede que tu fotografía también necesite un poco más de saturación. En este caso, deberás usar el ajuste Tono/saturación. Arrastrar el regulador hacia la derecha aumentará la saturación y los colores serán más vivaces, y arrastrarlo hacia la izquierda la disminuirá y los colores serán más apagados.

 

Juega con estos valores hasta dar con el resultado perfecto.

 

Cómo añadir un fondo negro a una foto.

 

Si no tienes un fondo negro liso en la vida real, tendrás que hacerlo en posproducción. Pero no te preocupes porque, con un software como Adobe Photoshop o Adobe Lightroom, el proceso es más sencillo de lo que parece. Y lo mejor de todo: podrás elevar la calidad de tus imágenes en pocos pasos.

 

En Photoshop desde tu ordenador:

 

1.  Abre la imagen a la que quieres añadir el fondo negro en Photoshop.

 

2.  Dirígete a Seleccionar > Seleccionar y aplicar máscara.

 

3.  Encuentra la opción Seleccionar sujeto para que el programa seleccione el sujeto mediante inteligencia artificial.

 

4.  Esta herramienta es increíble pero no perfecta, así que es probable que tengas que seleccionar a mano algunos elementos del sujeto.

 

5.  Utiliza la Selección rápida o el Pincel para seleccionar esas áreas que no ha detectado Photoshop.

 

6.  Dirígete a la sección Perfeccionamientos globales del panel de la derecha para ajustar los bordes de tu máscara (es decir, la silueta del sujeto).

 

7.  Juega con los ajustes RedondeadoDesvanecerContraste y Desplazamiento de borde para conseguir el resultado deseado.

 

8.  En Vista, selecciona Blanco y negro.

 

9.  En Enviar a, selecciona Máscara de la capa.

 

10.  Ahora, haz clic en el botón Nueva capa de ajuste > Color sólido y selecciona el color de fondo, en este caso, negro.

 

11.  Asegúrate de colocar la capa del color de fondo por debajo de la capa del sujeto.

Más consejos para conseguir un fondo negro al hacer fotos.

 

¿Qué más se necesita tener en cuenta para hacer fotos con fondo negro? A continuación, enumeramos varios trucos y consejos para obtener excelentes resultados cuando quieras incluir un fondo negro en tus fotografías: dónde posicionar el sujeto, cómo iluminarlo y con qué formato de archivo de fotos trabajar.

 

1. Fondo negro liso sin imperfecciones.

 

A no ser que forme parte de la historia que se quiere contar con la fotografía, deberás ir con cuidado con el fondo negro que elijas para tu creación. Las imperfecciones se pueden arreglar durante la posproducción, pero ahorrarás tiempo si eliges un trozo de tela sin arrugas, un trozo de cartón sin manchas o una pared sin daños visibles.

 

2. Incidencia de la luz.

 

Como hemos explicado anteriormente, una buena iluminación es imprescindible para tener buenas fotos con fondo negro. Sin embargo, eso no significa que toda la escena esté perfectamente iluminada, sino que deberás incidir en el sujeto y dejar el fondo oscuro.

 

Aunque se recomienda usar flash, ten presente que a menudo creará demasiada luz y eso tampoco es recomendable. En este sentido, también deberás controlar que la luz natural no afecte negativamente a tu sesión de fotos. Cierra bien las puertas y las ventanas para evitar que la luz del sol te estropee una buena instantánea.

 

3. La posición del sujeto.

 

A la hora de colocar el sujeto en la escena, no solo es importante que esté frente a una fuente de luz: es igualmente recomendable posicionarlo lejos del fondo negro. De esta manera, será más fácil que la luz natural o el flash que lo va a iluminar no incida en ese fondo negro y siga siendo oscuro cuando hagas la foto.

 

Si eso no es posible, coloca la fuente de luz más cerca del sujeto.

 

4. Atrévete con otros colores.

 

Aunque el color negro es el que más dramatismo le da a una escena, puedes probar con cartulinas y telones de otros colores y jugar con la simbología de los colores. El azul, por ejemplo, puede aportar tranquilidad y sensación de libertad, mientras que el rojo suele asociarse con la pasión y la rabia.

 

5. Trabaja en formato RAW.

 

Es recomendable hacer fotos en formato RAW, pues este te permitirá editarlas más fácilmente en Photoshop u otros programas de edición durante el proceso de posproducción.

 

La fotografía sobre fondo negro brinda a los artistas la oportunidad de experimentar con el contraste y los detalles de una foto. Esta crea resultados elegantes que ponen el foco en el sujeto y lo convierte en el centro de atención. Ahora, con estos trucos y consejos, es el momento de que lo pruebes por ti mismo.

 

El fondo negro en fotografía: las preguntas más frecuentes.

 

¿Cómo sacar fotos en iPhone con fondo negro?

 

Para hacer fotos con un fondo negro en iPhone deberás seguir las mismas directrices que al usar una cámara réflex. En este sentido, puedes crear un escenario donde el sujeto está iluminado por luz natural o artificial y el fondo está oscuro, o bien ayudarte de algún programa de edición de fotos como Adobe Photoshop para añadir el fondo negro después.

 

¿Cómo eliminar el fondo negro de una imagen?

 

Para eliminar el fondo negro de una fotografía y añadirle otro distinto, deberás usar software de edición de fotos para seleccionar el sujeto retratado y ponerlo sobre otro fondo. En Adobe Photoshop, deberás usar herramientas como la Selección rápida, el Pincel o la Máscara de la capa. Ajustes como Redondeado o Desvanecer te ayudarán a pulirlo.

 

Los expertos en fotografía con fondo negro de Adobe.

 

Los siguientes expertos han contribuido a la elaboración de este artículo:

 

  • Bethany Perkowski, fotógrafa profesional especializada en bodas, pero a quien también le encanta retratar viajes y familias. Explora su obra

 

  • Carly Secrest, fotógrafa y apasionada del arte con base en Indianápolis conocida por sus retratos únicos. Explora su obra

Puede que también estés interesado en…

Ñus cruzando un río

Trucos y consejos para fotografiar la naturaleza.

Se utiliza a menudo como cajón de sastre que sirve para todo, desde fotos de fauna salvaje hasta fotos macro de flores.

Padre con su hijo a caballito que miran por una ventana

Encuentra tu verdad en la fotografía artística.

Sigue tus pasiones y explorar las capas conceptuales de la creación de fotos artísticas.

Controles de exposición de una cámara

¿Qué es el ISO?
Descubre el papel que este pilar del triángulo de exposición desempeña en la fotografía.

Bailarines actuando en el escenario - Fotografía de velocidad de obturación | Adobe

Velocidad de obturación: qué es y para qué se utiliza.

Descubre cómo la velocidad de obturación puede ser clave para capturar el movimiento y regular la exposición de nuestras fotos.