¿Qué es la realidad mixta?

La realidad mixta es una tecnología en auge que combina la realidad virtual con la aumentada. Las gafas de realidad mixta, como las Microsoft HoloLens, están abriendo nuevas oportunidades en el mundo del videojuego en lo que a experiencias de realidad mixta se refiere. Estos dispositivos se colocan en la cabeza e incorporan cámaras que registran el entorno de quien los lleva puestos. Cuando juegas a los videojuegos diseñados específicamente para estos dispositivos, los personajes pueden pasar por tu lado en el espacio físico en el que te encuentres e incluso sentarse en tu sofá. 

MSHololens

Pero la realidad mixta abarca mucho más que los videojuegos. Durante años, se ha usado la tecnología 3D en arte, diseño y publicidad para contar historias e interactuar con el público de distintas formas; ahora, la realidad mixta puede servir para llevar esas obras en 3D al mundo real de una manera más integral.

Realidad virtual, aumentada y mixta: ¿cuál es la diferencia?

Realidad virtual

Las experiencias de realidad virtual consisten en entrar en una simulación generada por ordenador, con un equipo que desempeña un papel esencial. Las gafas de realidad virtual bloquean por completo tu visión del mundo real, de modo que te sumerges totalmente en universos virtuales. El gran número de sensores y tecnologías presentes en las gafas trasladan los movimientos de la persona al mundo virtual. Después, esta información se utiliza para determinar cómo se moverá en el mundo virtual (a veces encarnada por el correspondiente avatar). 

Realidad aumentada

Las experiencias de realidad aumentada colocan objetos digitales en el espacio real que tienes frente a ti. Este tipo de tecnología ofrece contenido digital que complementa lo que ven nuestros ojos y que vemos a través de unas gafas especiales de realidad aumentada o de la cámara de tu teléfono, tableta u otro dispositivo.  

Realidad mixta

La realidad virtual y la realidad aumentada convergen en la realidad mixta. Los investigadores Paul Milgram y Fumio Kishino acuñaron la expresión en 1994 para describir el continuo entre los entornos totalmente reales y virtuales. En la actualidad, la realidad mixta hace referencia a los entornos en los que los sujetos y objetos reales y virtuales interactúan en tiempo real, y en los que el usuario puede interactuar con ambos tipos de componentes. Para disfrutar de ella, se requieren o bien unas gafas con las lentes transparentes, o bien una cámara, a través de las cuales observar el mundo real. Las gafas Windows Mixed Reality, por ejemplo, son unas gafas de realidad virtual con una cámara incorporada.

Diferencias en el hardware y el mundo.

  • Mundo: en la realidad virtual, te aíslas por completo del mundo real. En las realidades aumentada y mixta, el mundo real puede formar parte de la experiencia y se aumenta o se mezcla con elementos digitales.
  • Hardware: para los tres tipos de experiencia se requiere un dispositivo. Para la realidad virtual, tienes que llevar unas gafas que te aíslen del mundo real; para la aumentada, puedes usar un dispositivo como un smartphone para disfrutar de la experiencia, y, para la mixta, debes utilizar unas gafas o un dispositivo en la cabeza, como Microsoft HoloLens, HTC Vive o Magic Leap, que te permita seguir viendo tu entorno real. 

Aplicaciones de las realidades virtual, aumentada y mixta.

angry bird

Entretenimiento

Ahora que las gafas de realidad virtual como las Oculus están ganando popularidad entre el público general, las aplicaciones de esta tecnología relacionadas con el cine y los videojuegos son innumerables. La realidad virtual puede aplicarse a todo el abanico de videojuegos: desde aquellos inspirados en películas de gran éxito y contextos históricos como la Europa medieval o el Chicago de la ley seca hasta juegos de arcade, y mucho más.  La pandemia de la COVID-19 ha dado lugar a que muchos directores teatrales se hayan servido de la realidad virtual como medio para seguir produciendo obras dramáticas, aunque los teatros estuvieran cerrados. Al mismo tiempo, han podido aprovechar las posibilidades poco habituales del formato que permiten que el público se convierta en los personajes de una historia o que elija entre muchos finales posibles. 

La realidad aumentada tiene multitud de aplicaciones en el sector del entretenimiento, incluidos el cine y los videojuegos. Pokémon Go (2016) es, quizás, el ejemplo más conocido de una aplicación de realidad aumentada que se hizo viral. Millones de personas de todo el mundo quedaron cautivadas por un mundo mágico y poblado por personajes de dibujos animados que hacía de la realidad —y del entorno del usuario— un lugar más mágico. 

La realidad mixta es la más reciente de estas tres tecnologías y sus aplicaciones de entretenimiento aún están en sus inicios. Angry Birds FPS es una experiencia de juego espacial que se sirve de las gafas Magic Leap para superponer a los cerditos del juego sobre el espacio real que te rodea.

Otros sectores: asistencia sanitaria, arquitectura y educación

Las realidad virtual y la aumentada están ya asentadas en un gran número de sectores, incluidos el de la arquitectura, la asistencia sanitaria y la educación. Las tecnologías de realidad mixta se están empezando a adoptar para aplicaciones prometedoras.

Las experiencias de realidad virtual han revolucionado el sector de la arquitectura al ofrecer la oportunidad de explorar el diseño conceptual de los edificios. Además, si bien antes los clientes tenían que recorrer largas distancias para ver un modelo en 3D, quienquiera que tenga unas gafas y una “llave” para el edificio virtual —es decir, acceso a una aplicación y al proyecto— puede visitarlo de forma virtual.  La realidad aumentada permite modificar virtualmente el espacio real de alrededor: puedes ver cómo quedaría un nuevo mueble en el salón o qué colores de pintura le irían bien a una habitación.

En el sector de la atención sanitaria, la realidad virtual hace posible que los futuros cirujanos vean una intervención a través de los ojos de colegas más experimentados, que, a su vez, pueden aprender a gestionar situaciones inesperadas y practicar la respuesta que deben dar ante ellas mediante situaciones guionizadas. La realidad mixta tiene multitud de aplicaciones potenciales en la atención sanitaria, ya que permite a los cirujanos utilizar visión de rayos X impulsada por realidad mixta para ver los vasos sanguíneos y huesos que se esconden bajo la piel de los pacientes en las operaciones.

Estas tres tecnologías también abren la puerta a experiencias educativas envolventes, de modo que aprender en el aula resulte más entretenido y se creen oportunidades de formación en una amplia variedad de entornos.