Cómo crear un canal de YouTube: guía paso a paso.

En esta guía te enseñaremos a crear un canal de YouTube y a sacarle el máximo partido. Sigue los consejos de nuestros expertos, los conocidos YouTubers Daniel Hashimoto y John Spannos, para ganar visibilidad y captar la atención de nuevos suscriptores.

Ilustración de un grupo de youtubers y diferentes tipos de pantallas.

Contenidos:

Crea tu canal de YouTube: Guía paso a paso.

Antes de nada, para que puedas empezar a publicar vídeos, deberás crear tu canal de YouTube siguiendo estos sencillos pasos:

 

1.  Crea una cuenta o inicia sesión en YouTube.

2.  Accede a “Mi cuenta”.

3.  Haz clic en “Crear canal”.

4.  Introduce el nombre del canal.

5.  Añade una descripción de los contenidos que vas a tratar.

6.  Sube una imagen de perfil y una cabecera.

7.  Haz clic en el icono de la cámara con el símbolo “+” para subir tu primer vídeo.

 

Una de las cosas más importantes en esta fase de creación de tu canal de YouTube es el nombre que le darás. Piensa en algo que vaya de acuerdo con el contenido de tu canal, que sea fácil de recordar para tus suscriptores y con lo que puedas ir creando tu propia identidad.

Hazlo tuyo, personaliza tu canal.

Imagen de una cámara con micrófono exterior grabando a una influencer de vida saludable.

El éxito de tu canal de YouTube dependerá de muchos factores, pero uno de los principales será personalizarlo para que destaque entre los millones de canales disponibles.

 

Tanto si lo haces desde el móvil como desde tu ordenador, en el menú, ve a “Tu canal” y selecciona la opción “Personalizar canal”. En esta sección puedes acceder a 3 pestañas con varias opciones interesantes que te permitirán homologar la identidad de tu canal:

 

  • Diseño. Esta opción te permite personalizar el diseño de la página principal de tu canal con hasta 12 secciones destacadas. Por ejemplo, puedes compartir un tráiler del canal para los usuarios que no se han suscrito y un vídeo destacado para tus suscriptores. Así, todos se llevarán la mejor impresión de tu canal.

 

  • Marca. Además de la imagen de perfil y la cabecera seleccionadas durante el proceso de creación de cuenta, puedes añadir una marca de agua que aparecerá en la esquina inferior derecha de cada uno de tus vídeos. Se recomienda utilizar un GIF no animado con el fondo transparente para que se integre perfectamente en tus vídeos.

 

Sigue las recomendaciones de tamaño de las 3 imágenes para asegurarte de que se mostrarán correctamente en todos los dispositivos: 98 x 98 píxeles y 4 MB para la foto de perfil, 2048 x 1152 píxeles y 6 MB para la cabecera y 150 x 150 píxeles y 1 MB para la marca de agua. 

 

  • Información básica. Aquí puedes ver y editar la descripción que escribiste al crear el canal, además de añadir enlaces a tus perfiles en otras redes sociales o a sitios web que quieras compartir con tu audiencia. También puedes seleccionar cuáles aparecerán en el banner de la cabecera. 

Prepárate para publicar algunos vídeos.

Una vez que has creado y personalizado tu canal de YouTube, es el turno de publicar vídeos. Puede que ya tuvieras uno o varios vídeos preparados de antemano, o puede que aún no estés seguro de cómo hacerlo o cómo obtener los mejores resultados. En esta sección te mostraremos cómo crear contenidos y cómo mejorar los contenidos previos. 

Imagen de una youtuber de maquillaje grabando un vídeo en su teléfono móvil.

Crea contenido exclusivo.

Las grandes preguntas a la hora de crear contenido para YouTube son ¿qué tipo de contenido quieres crear? y ¿a quién va dirigido?

 

YouTube ofrece todo tipo de contenidos y es muy fácil que los nuevos vídeos se pierdan en la inmensidad de opciones. Por tanto, la única forma de destacar es ofreciendo un contenido exclusivo y trabajado. Estructura tus vídeos de forma que enganchen a los espectadores y practica la dicción y el dinamismo si vas a sentarte frente a la cámara.

 

Las opciones más populares en YouTube incluyen:

 

  • Videojuegos. Este tipo de contenido tiene cada vez más adeptos y muestra a YouTubers jugando, comentando las partidas de otros usuarios o analizando tanto los últimos lanzamientos como juegos retro.
Imagen de una gamer con gesto desesperado mientras participa en un juego de vídeo en línea.
  • Tutoriales. La gran ventaja de los tutoriales es que entretienen mientras educan. Los usuarios agradecen las instrucciones paso a paso para introducirse en el mundo del bricolaje, aprender a tocar un instrumento, mejorar las dotes en la cocina y un largo etcétera.
 
  • Reseñas. Las reseñas de productos son muy valiosas para los consumidores y por eso no es de extrañar que estos vídeos tengan tanto éxito. Además, incluyen el fenómeno unboxing (“desempaquetar” o “sacar de la caja”), en el que se comenta el proceso completo desde que sacas un producto de la caja hasta que lo utilizas.
 
  • Comedia. Si hablamos de entretenimiento no podemos olvidarnos de la comedia. Esta opción ofrece muchísima libertad y puede incluir vídeos de personas gastando bromas o comentando otros vídeos de forma humorística.
 
  • Informativos. Muchos usuarios confían en sus YouTubers favoritos para analizar las noticias de actualidad o deportivas. Conviértete en el presentador de tu propio informativo para analizar las noticias de una forma menos rígida y más entretenida que los informativos tradicionales.
Imagen de una cámara grabando la entrevista de una persona a otra para su canal de YouTube.
  • Directos. Muchos canales analizan todo tipo de eventos en directo, pero también puedes utilizarlos para ediciones especiales de cualquiera de las otras opciones. Lo mejor de los directos es la expectativa que se crea antes del inicio. Además, el vídeo del directo se almacena en YouTube para que los que se lo perdieron puedan verlo en cualquier momento.
Ilustración de varios tipos de iconos que se utilizan para anunciar un vídeo en directo.

Estas opciones son solo algunos ejemplos de los vídeos más populares, pero no hay límites en cuanto a la creatividad a la hora de producir contenidos. Sin embargo, muchos creadores de contenido prefieren abrirse hueco en alguna de estas tendencias en lugar de crear una propia.

 

Elijas el tema que elijas, céntrate en desarrollar tu marca. Por ejemplo, como mencionamos anteriormente, el nombre del canal debe ilustrar el contenido, ser atractivo y evitar ser demasiado largo para que resulte fácil de recordar y se inserte fácilmente en los logotipos e imágenes. También los colores y tipografías de estos deben tener una misma línea para que tus seguidores puedan reconocer tu contenido más fácilmente.

Imagen de un grupo de amigos y amigas viendo un vídeo de su youtuber favorito en un ordenador portátil.

Y, hablando de marcas, no podemos olvidar que uno de los principios del marketing es establecer el consumidor objetivo y estudiarlo para ofrecer un producto más atractivo. Por ejemplo, en el caso de los videojuegos, puedes centrarte en el rango de edad que más usa los videojuegos en línea o en un público más adulto si vas a tratar de videojuegos retro.

“Si tu objetivo es llegar a un gran número de espectadores, debes tenerlos en cuenta en el proceso de crear contenido”. 

          Daniel Hashimoto, YouTuber

Edita tus vídeos.

El proceso de edición de vídeo es responsable de su calidad final y, por tanto, contribuye en gran parte a su éxito. Lo más importante es elegir el software adecuado y sacarle partido a las funcionalidades que necesites.

Imagen de una persona editando un vídeo en Adobe Premiere Pro.

Asegúrate en todo momento de que las transiciones entre las distintas partes del vídeo son suaves y de que no hay saltos en la calidad de las pistas ya que, por ejemplo, podrían proceder de distintas cámaras. Si utilizas Adobe Premiere Pro, puedes ajustar todas las pistas fácilmente seleccionándolas en la línea de tiempo y modificando los ajustes.

 

Además, esta aplicación te permite añadir una gran variedad de transiciones seleccionando dos pistas y pulsando en “Añadir transición” e incluso insertar imágenes, gráficos y efectos especiales. Échale un vistazo a nuestra guía de edición de vídeo para aprender todo lo que necesitas saber.

Imagen de la línea de tiempo de edición en Adobe Premiere Pro.

La calidad del audio también es fundamental en el proceso de edición. Asegúrate de que el sonido esté libre de ruidos y de que el volumen es invariable. Para esto puedes utilizar algún programa como Adobe Audition, que además permite añadir efectos de sonido y exportar las pistas finales a Adobe Premier Pro.

Y por supuesto, publica tus vídeos.

Una vez que tengas el vídeo editado, es hora de publicarlo en tu canal de YouTube. Sigue los siguientes consejos para que a tu vídeo no le falten datos que servirán para que las personas puedan descubrirlo:

 

  • Utiliza etiquetas. Las etiquetas de YouTube funcionan como las palabras clave de cualquier buscador y son fundamentales a la hora de mostrar el contenido correcto. Asegúrate de seleccionar las etiquetas más atractivas y que mejor representen el contenido del vídeo.
 
  • Añade una descripción. Da rienda suelta a tu creatividad para las descripciones. Explica a los usuarios qué van a ver y por qué deberían verlo.
 
  • Llamada a la acción. Pídeles a los espectadores que utilicen funcionalidades como “Me gusta”, “Suscribirme” y “Comentar”, sobre todo si piensas monetizar el canal de YouTube.
 
  • Programa la publicación. YouTube permite establecer por adelantado la hora y el día que quieras que el vídeo sea visible. Esta opción es muy útil para los YouTubers que quieran ofrecer contenido regularmente como, por ejemplo, todos los viernes a las 12.

Crear un canal de YouTube: Consejos para ganar visibilidad.

Ya sea por pasión o por dinero, todo YouTuber quiere que sus vídeos lleguen al máximo número de espectadores posible. Al fin y al cabo, el éxito de tu canal dependerá de las vistas y, salvo fenómenos virales que alcanzan popularidad extrema en pocas horas, estas dependen de muchos factores. A continuación, nuestros expertos te ofrecen algunos valiosos consejos para ganar visibilidad en YouTube.

¿Cómo conseguir suscriptores para tu canal de YouTube?

“Encuentra el equilibrio entre explicarle a la audiencia de qué va el vídeo de forma creativa sin convertirte en cazaclics únicamente para ganar reproducciones. La mejor manera de atraer espectadores es ofrecerles suficiente información útil, pero sin revelar mucho para que vean el vídeo”.

           John Spannos, YouTuber

Imagen de una youtuber grabando un vídeo con un cartel en el que se lee suscríbete.

1. Comparte tu vídeo en las redes sociales. Es la forma más orgánica y efectiva de atraer visitas y la mayoría de las redes sociales permiten compartir vídeos de YouTube directamente.

2. Comunícate con tu audiencia. Recuerda que puedes interactuar con ellos a través de los comentarios o en algún directo. Hazles preguntas o pídeles que compartan sus opiniones sobre el vídeo en los comentarios.

3. Recuérdales que se suscriban y pulsen “Me gusta”. La popularidad del vídeo y del canal dependerá de estos dos factores. Puedes pedir que utilicen estas funciones de una forma divertida y que defina la exclusividad del canal.

Ilustración con los botones que aparecen en los vídeos de YouTube para realizar acciones como comentar.

 4.  Ajusta las etiquetas y la miniatura.  Seleccionando las etiquetas correctas atraerás al público objetivo. Por otra parte, la miniatura de cada vídeo (la imagen que se muestra como portada) debe ser atractiva para que los usuarios decidan verlo. YouTube ofrece varias miniaturas por defecto, pero también permite seleccionar manualmente cualquier fotograma.

 5.  Utiliza publicidad de pago.  Algunos YouTubers ven en opciones de pago como AdSense o Google Adverts una gran oportunidad para promocionar su canal.

Entiende el algoritmo.

“El algoritmo premia la regularidad a la hora de compartir vídeos. Por ejemplo, mis suscriptores esperan un vídeo semanal, algo muy común en muchos canales”. 

            John Spannos, YouTuber

El algoritmo de YouTube tiene en cuenta varios factores, como la cantidad de reproducciones y la duración media de estas, por lo que hay que enganchar a los espectadores al comienzo para evitar que pierdan interés y dejen de ver tu vídeo.

Ilustración del botón de YouTube en tres diferentes colores.

Sin embargo, uno de los factores principales es la regularidad, y la mayoría de los canales de éxito publican al menos un vídeo a la semana. Muchos YouTubers pueden crear contenido en pocos días, pero otros pueden necesitar más tiempo debido, por ejemplo, a su falta de experiencia y conocimientos. Nuestros expertos recomiendan preguntarse lo siguiente:

 

  • ¿Cada cuánto puedo permitirme subir un vídeo?
  • ¿Cuánto tardo en realizar el proceso completo de grabación y edición?
  • ¿Limita la temática de alguna forma la regularidad?

 

Lo mejor para responder a estas preguntas es establecer un calendario que defina la duración de cada uno de los pasos del proceso.

 

Por otra parte, los canales que dependen de eventos externos pueden estar limitados por estos mismos eventos, pero siempre pueden optar por contenidos atemporales. Un canal deportivo, por ejemplo, puede compartir un vídeo sobre la historia de la Copa del Mundo si una semana no hay partidos. Los espectadores podrán disfrutar del vídeo en todo momento, ya que no va a verse afectado por otros resultados.

“Hoy en día, los creadores de contenido en YouTube tienen que competir con canales que ya cuentan con muchísimos suscriptores. Por eso, recomiendo subir contenido con regularidad. Pon en marcha un calendario de producción que puedas cumplir y síguelo”. 

            Daniel Hashimoto, YouTuber

Monetiza tu canal.

Ilustración de una computadora y un embudo sobre monetizar tu canal de YouTube.

Las opciones de monetización de YouTube han permitido a muchos creadores de contenido concentrarse en su pasión y convertirse en verdaderos profesionales del medio. Cualquier canal puede solicitar su ingreso en el programa de monetización, pero primero debe cumplir ciertos criterios:

 

  • Contar con al menos 1000 suscriptores.
  • Tener más de 4000 horas de reproducción en los 12 meses previos.
  • Crear una cuenta en AdSense.

 

Una vez que se cumplan estos puntos y YouTube apruebe el ingreso en el programa, puedes recibir una cantidad variable por cada 1000 reproducciones.

Cómo crear un canal de YouTube: Preguntas más frecuentes.

¿Cuesta dinero tener un canal de YouTube?

Crear un canal de YouTube es completamente gratuito. De hecho, puedes ganar dinero con él si cumples sus requisitos. Por lo tanto, la única inversión que necesitas es un ordenador y, en la mayoría de los casos, una cámara, que puede ser la de tu propio móvil.

¿Qué ventajas tiene abrir un canal en YouTube?

Abrir un canal de YouTube te permite compartir tus contenidos de vídeo con todo el mundo y comunicarte con los espectadores a través de la sección de comentarios. Puedes crear una comunidad de seguidores que te incentiven a seguir creando contenido e incluso dedicarte a ello profesionalmente una vez que alcances el número de suscriptores y reproducciones requeridos.

Cómo crear un canal de YouTube: Preguntas más frecuentes.

Los siguientes expertos han contribuido en la realización de este artículo:

 

  • Daniel Hashimoto, creador de contenidos de YouTube en su canal Action Movie Kids. Explora su obra
  • John Spannos, creador de contenido especializado en comedia y responsable del canal ViloniousTV. Explora su obra

Puede que también estés interesado en…

Editando un vídeo en el móvil

Cómo editar vídeos: todo lo que debes saber

Sabemos que, en posproducción, convertir secuencias sin editar en contenido atractivo no es coser y cantar.

Toma de fotografías de naturaleza con una Steadicam y un smartphone

Steadicam para principiantes.

Aprende cómo este útil dispositivo puede ayudarte a captar secuencias excepcionales y estables.

Gato distrae a su dueña mientras lee

Storyboarding: el mundo del guion gráfico.
Descubre cómo esta artística habilidad del guion gráfico ayuda a plasmar ideas en la gran pantalla, así como en la pequeña.

Cámara de vídeo grabando una escena

Cómo hacer un vídeo musical.

Lleva tu vídeo musical del concepto a la fase de posproducción con estos consejos de cineastas experimentados.